Ay Teatro estrena “Todas hieren y una mata”, la primera comedia en verso del siglo XXI

ay-teatro-todas-hieren-y-una-mata-teatro-fernan-gomez.jpg

Ay Teatro estrena “Todas hieren y una mata“, la primera comedia en verso del siglo XXI. Álvaro Tato firma la dramaturgia de una comedia de capa y espada que dirige Yayo Cáceres. Esta pequeña joya estará en la cartelera teatral de Madrid desde mañana 7 de febrero hasta el próximo día 24. En el Teatro Fernán Gómez, donde también podremos ver, entre otros montajes, “Gilgamesh“.

Escrita en redondillas, romances, décimas, sonetos, octavas reales y demás formas literarias de la poesía dramática barroca, la última aventura del genio dramaturgo Álvaro Tato –que recientemente firmaba la versión de “El castigo sin venganza” de laCNTC– homenajea el teatro clásico con esta reinvención original de la comedia de capa y espada, el gran género cultivado porLope, Calderón y Tirso.

A lomos de un elenco formado por Alba Banegas, Antonio Hernández, Sol López, Carlos Lorenzo y Diego Morales, la puesta en escena de Yayo Cáceres -que el mes pasado se enfrentaba en estas mismas tablas a “Mestiza“- logra una mágica conexión entre el siglo XVII y la actualidad para hablarnos del paso del tiempo, los recovecos del amor y el deseo y el precio de la conquista de la libertad de la mujer.

El galán don Daniel y su criado Pico, perseguidos por el corregidor tras huir de la casa de la joven Aurora, encuentran en el bosque a una bruja que les salva con sus hechizos para viajar por el tiempo.

A lo largo de sus viajes temporales intentarán enamorar a Aurora, que guarda un secreto: es una dama lectora con una biblioteca enterrada en su jardín. Y, errando su camino mágico, criado y caballero llegarán al siglo XXI, donde una misteriosa profesora les ayudará en su aventura amorosa.

Esta es la trama que da un sí rotundo a una cuestión que rondaba en las mentes de los amantes de las tablas: ¿puede escribirse hoy una obra teatral en verso clásico?

“Escribir una comedia en verso era uno de mis sueños desde que, siendo adolescente, me enamoré para siempre de la literatura y el teatro del Siglo de Oro”, confiesa Álvaro Tato, ese artista más que conocido y reconocido por su trayectoria en grandes equipos como Ron Lalá y la Compañía Nacional de Teatro Clásico, el mismo que se ha atrevido con un reto tan loco como inédito.

“Todos estos años de labor con la poesía me han dado la formación necesaria o, al menos, la osadía suficiente para intentarlo.

He buceado en la cultura barroca, en las obras de Lope y sus discípulos, tratando de captar el tono, las tramas, los conflictos, la métrica… para revivir el género con frescura, sin que se trate de una reconstrucción arqueológica, sino de una reinterpretación activa de la comedia de capa y espada.

Una fórmula poética para acercarnos con la preciosa distancia del verso y la esencia de la risa carnavalesca a cuestiones tan presentes como la libertad de la mujer, el paso del tiempo, los laberintos del amor y la defensa de la cultura. Una dama lectora asediada por un galán y un corregidor; una bruja con poderes, un gracioso lúcido; viajes en el tiempo, duelos de honor, enamoramientos, hechizos, correrías nocturnas, risas y canciones.

Un elencazo de cinco actores maravillosos nos invitan a revivir el espíritu del teatro áureo en romances, redondillas, sonetos, décimas… y mucho más”.

Flechas de lucidez

‘Todas hieren y una mata’, dice el refrán latino. Las horas como flechas que nos van llenando de heridas, pero también de sabiduría y de lucidez. Unas flechas llenas de humor, poesía, música en directo, elementos de ciencia ficción, gotas de aprendizaje y de crítica.

Una auténtica fiesta para reír, emocionarse y disfrutar hecha realidad, en buena medida, gracias al maestro Yayo Cáceres.

“Su puesta en escena es esencial, pura, rítmica, imaginativa y muy poética. Pura metonimia activa. Nuestra propuesta con Ay Teatro es buscar las esencias de las raíces teatrales que enlazan dos continentes. Yayo tiende un puente entre el ‘teatro pobre’ argentino y las representaciones de aquellos corrales de comedias españoles del XVII. Un círculo de candilejas nos brinda un escenario circular donde el protagonismo recae en la palabra, el gesto, la acción y la música. ¡El verdadero escenario es la imaginación de cada espectador!”, comenta Tato.

Y concluye: “Espero que los espectadores que ya son cómplices de los clásicos gocen con esta carta de amor en verso a Lope y compañía, que redescubran nuestra tradición desde un nuevo ángulo. Y que los recién llegados descubran un mundo fascinante, una forma única de vivir la magia del teatro: la música del idioma al servicio de nuestras pasiones, pensamientos, vivencias y sentimientos, para sembrar preguntas sobre nosotros mismos”.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s