Cabaret Líquido

cabaretliquidoNO HACEN FALTA GLOBOS AEROSTÁTICOS PARA DAR LA VUELTA AL MUNDO. A LA COMPAÑÍA GRANADINA LAVÍ E BEL LA BASTA CON IMAGINACIÓN Y MUCHA MÚSICA. ORIENTE, PARÍAS, BERLÍN O LATINOAMÉRICA SON ALGUNAS PARADAS QUE REALIZAN PARA CONTAR MULTITUD DE HISTORIA. EL ESPECTÁCULO, QUE FUE CREADO PARA LA EXPO DE ZARAGOZA Y QUE HA CONSEGUIDO EL PREMIO MAX AL MEJOR ESPECTÁCULO DE TEATRO MUSICAL, LLEGA AHORA A MADRID. 

 

“El aroma del cabaret es poderoso. Una mezcla de humo, alcohol, sudor y perfume francés. Huele a humanidad perfumada este cabaret. La naftalina no tiene lugar. Este cabaret huele a viejo, a fragancia antigua. Sus canciones suenan a cuerda, a soplo, a cuero”, así define el director, Emilio Goyanes, este espectáculo ganador del Premio Max al mejor espectáculo de teatro musical. La veterana compañía granadina “Laví e Bel” vuelve a recurrir a la libertad y teatralidad de los lenguajes del cabaret en esta obra de gran envergadura.
Javi Parra, Piñaki Gómez, Camino Miñana, Nerea Cordero y Larisa Ramos son los encargados de conseguir el ritmo de un espectáculo que puede ser loco pero no incongruente. “Es loco porque es imaginativo. No te permite    hacer un discurso    racional cuando lo ves sino que te va introduciendo en diferentes mundos y tú no tienes más  remedio que o meterte o no, pero no puedes pensártelo. Es para disfrutar de lo que estás viendo. No es de una racionalidad lógica o cotidiana”, declara el director.
UN SHOW FRESCO Y CONTEMPORÁNEO
“Cabaret líquido” es una vorágine de historias por donde se pasean la bellísima reina Nefertiti, geishas ataviadas con sus típicos abanicos cantando jazz o la mismísima muerte, que aparece aquí de una forma divertida en una opereta cargada de humor. La influencia del circo, la magia, el clown, las canciones o la coreografía son esenciales en la obra. El cabaret, explica Emilio Goyanes, “te permite abordar una infinidad de temas sin la obligación de contar una historia, sino las que te apetezca, mezclarlas, crear contrastes y llegar al público de una manera muy directa”.

 

En el espectáculo hay una serie de números ambientados en diferentes momentos históricos o zonas geográficas que van desde el Antiguo Egipto a un popurrí de clásicos de revista de los años 20 en España. Los constantes cambios de vestuario y la impresionante carga visual de la obra sitúan al espectador en una especie de tiovivo donde ver el mundo sin levantarse de la silla.
FUSIÓN DE MÚSICAS
Con música en directo, “Cabaret líquido” cuenta con cuatro músicos (piano, bajo, percusión y clarinete) que tocan canciones japonesas, funky, revista o jazz, dependiendo del número. La música es una base importante en cualquier espectáculo de cabaret, tanto la música que acompaña a los números, como las canciones y números musicales propiamente dichos. Los palos musicales van del tango al blues, del cabaret berlinés a la copla, desde una vanguardia divertida y cacofónica a la percusión oriental”, concluye el director.
Un viaje musical en el que el principal reclamo recae en ver cómo sus nueve actores, actrices y músicos transitan entre diferentes culturas, personajes y disciplinas sin que en ningún momento les tiemble el pulso.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s